Es la acción legal por la cual se expulsa de una vivienda a aquellas personas que disfrutan de la misma sin título alguno que justifique este uso.

¿Cúando puedo instar un procedimiento de desahucio?

Habitualmente se acciona cuando la vivienda en cuestión ha sido ocupada o cuando el contrato de arredramiento se haya resuelto, por cualquier casusa, y el arrendatario no abandone la vivienda.

Existen dos tipos de juicios de desahucios: uno por falta de pago de la renta o las cantidades asimiladas, pudiendo solicitar la devolución de la vivienda y las cantidades adeudadas; y otro por terminación del contrato o precario.

Esta demanda siempre tiene que ir firmada de abogado y procurador, con independencia de la cuantía.

¿Qué consecuencias tiene la interposición de demanda de desahucio?

Con la percepción de la demanda el Letrado de la Administración de Justicia requerirá al demandado para que en el plazo de 10 días proceda a pagar y desalojar el inmueble; enervar si tuviere derecho a ello; o formular oposición con las alegaciones por las cuales no se ha de llevar a cabo dicho desahucio, extremo este último que conllevará la continuidad del procedimiento con la celebración de la vista y consiguiente sentencia.

Asimismo, el demandado podrá allanarse a la demanda procediendo al desalojo y devolución de las llaves de la finca arrendada si bien el demandante podrá solicitar la continuación del juicio para aquellos otros conceptos solicitados, por ejemplo, el abono de rentas.

¿Qué es la enervación?

La enervación es la posibilidad que tiene el arrendatario de abonar las cantidades debidas por el arrendamiento poniendo así fin al juicio de desahucio, rehabilitando la vigencia del contrato. Solo podrá ser aplicado una vez por contrato, de manera que, si se produce una segunda vez la misma circunstancia, el pago de las cantidades el abono de las mismas, pondrá fin al contrato de arrendamiento.

¿Se puede suspender el procedimiento de desahucio?

Si, pero solo temporalmente, para el caso que el arrendatario informara que se encuentra en una situación de vulnerabilidad, el procedimiento podría suspenderse uno o tres meses, según si el arrendador es persona física o jurídica, para que se adopten las medidas que los servicios sociales consideren oportunas, continuando posteriormente el procedimiento por los trámites previstos legalmente.

¿Qué es el lanzamiento en el juicio de desahucio?

El lanzamiento es la expulsión forzosa de los ocupantes de un inmueble, que no ostentan título posesorio alguno (falta de contrato, resolución del mismo, etc..) para poder entregarle la vivienda al propietario o adquirente de la misma.

La fecha para que se lleve a cabo este lanzamiento o expulsión la determina el Juzgado competente, ante el requerimiento realizado por el arrendador demandante, y es llevada a cabo por las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado.

¿Es lo mismo un desahucio que una ejecución hipotecaria?

No, la ejecución hipotecaria es un procedimiento legal mediante el cual las entidades bancarias, ante la falta de abono de los recibos hipotecarios, pueden proceder a la subasta del propio inmueble el cual fue otorgado en garantía del propio préstamo hipotecario suscrito.

Ambas figuras conllevan el desalojo de la vivienda objeto de procedimiento si bien los procedimientos establecidos son absolutamente diferentes ya que los motivos y las partes son otras.

Para estos casos aconsejamos un buen asesoramiento de Letrado que trate de llevar a cabo una negociación con la entidad bancaria, una condonación de la deuda o incluso una dación en pago si se dieran los requisitos necesarios para ello.